cabecera_tipográfica_trans

12 noviembre 2009

El acoso y la amenaza se instalan en el Ayuntamiento de Sevilla

Parece como si quisieran hacer de esta abominable práctica la seña de identidad de un Ayuntamiento que se dice de izquierdas. Porque las amenazas y el acoso laboral se están instalando de forma alarmante en la gestión del Ayuntamiento de Sevilla y la de las empresas que de él dependen.

Ahora les ha tocado el turno a los trabajadores de Sevilla Global, que han recibido las amenazas directas de Antonio Rodrigo Torrijos, primer teniente de alcalde y portavoz de IU. Además, en un gesto de soberbia y prepotencia que le define, Torrijos consintió que se grabara la reunión en la que se produjeron las presiones.

Sé perfectamente, aunque no lo comparto en absoluto, que entre la clase política y los altos cargos por ella designados para funciones de responsabilidad suelen darse a menudo estos ajustes de cuentas, que tienen más que ver con las cuitas internas de los partidos políticos que con la gestión profesional que se haya llevado a cabo.

No deja de ser preocupante, sin embargo, que se impongan los criterios siempre volátiles del interés político por encima del bien de la ciudad y sus habitantes. Así nos vemos obligados a contemplar el lamentable espectáculo que impera en el panorama del país y la degradación permanente de un ejercicio tan noble y necesario para la democracia como la política.

Pero lo más alarmante de todo esto es que al final, en la refriega causada por la puesta en práctica de las venganzas pendientes, siempre acaba pagando el pato alguien que no tiene nada que ver y cuyo único delito ha sido cumplir fielmente con las obligaciones de su cargo.

Resulta que el anterior gerente de Sevilla Global, hoy ya despedido, José Vázquez, contrata a través del Servicio Andaluz de Empleo a un responsable de Recursos Humanos, una persona que no tiene afiliación política alguna. Torrijos le ordena que no obedezca al todavía gerente Vázquez hasta que se produzca su cese ya anunciado. Este trabajador, con toda lógica y sentido común, se niega a acatar esa instrucción aduciendo que él no está en Sevilla Global en representación de ningún partido, sino como profesional que desempeña un trabajo. Cuando se hace efectivo el cese de Vázquez y nombran al nuevo gerente que ha de sustituirlo, lo primero que hace éste es despedir al trabajador que se ha negado a entrar en el juego político de aquí te pongo y después te quito.

Este caso me trae a la memoria que, durante la guerra civil y los años de represión posteriores, muchos integrantes del entonces ejército republicano fueron ejecutados simplemente por negarse a subvertir el orden constitucional vigente y cumplir con su deber de defender la República.

Durante toda mi vida he escuchado miles de voces desde la izquierda de este país poner dichos casos como ejemplo de la crueldad y la escasa estatura moral de las hordas fascistas que sumergieron a España en un eterno túnel de cuarenta años de sombras.

Al parecer, cuando las tornas cambian el criterio también y ahora es suficiente con mirar hacia otro lado y silbar alguna cancioncilla de moda.

Ante este tipo de prácticas no cabe la indolencia, no se puede mirar hacia otro lado, porque estamos hablando de personas y no de simples números. Quienes se permiten el lujo de utilizar de esa manera tan degradante a las personas, sin importarles un bledo las consecuencias que para ellos pudiera tener dicho trato, no están capacitados para el desempeño de cargos de responsabilidad pública. Porque la primera preocupación que debe tener un cargo público elegido por el pueblo es el bienestar de las personas que conforman dicho pueblo por encima de todo.

Y haría bien el Alcalde de Sevilla en no mirar hacia otro lado en estos casos, de los que no puede alegar tener desconocimiento, ya que se vienen produciendo con demasiada asiduidad sin que el Ayuntamiento haga nada por cortarlos de raíz. Porque en tales circunstancias, saber de ellos y aparentar como que no se conoce el tema es situarse a la misma altura que el cómplice.

De seguir así, la casa de todos los sevillanos acabará por convertirse en un nido de acosadores.



4 comentarios:

Anónimo dijo...

¿Cómo estás amigo mio ? Hablando de acosadores. Ayer me enviarón al Parlamento de Andalucia, a cubrir el debate de Aprovación de los Presupuestos de la Junta .Me posicioné, y como la tarde se presentaba larga me arme de paciencia.

Te cuento que la narrativa de la consejera de economia, es bastante monótona, espesa , tediósa y a veces casi inendentible. La cósa era de siestazo totál, tirando para amoderramiento agudo con edredón incluido. En consecuencia, durante su intervención habia por momentos, más gente fuéra del emiciclo que dentro.

Y los laterales de la Capilla de Las Cinco DAGAS (ya se que son yagas)por los muchos apuñalamientos que se dan entre ellos. Como por ejemplo, Rosa Aguilar y Gordillo cuando se cruzan por los pasillos (ni se miran).

Continuo. Como Valderas no esta para hacer "rezezos" los parlamentarios se los toman por su cuenta y salen al fresquito a hecharse un cigarrillo. Por cierto Jack, que poco solidarios sus "señorítos" con las currantas de la limpieza, que no arrojan las colillas en los numerosos ceniceros previstos para ello. Menuda pandilla de guarrillos, la mayoria las arrojan al impoluto marmol blanco cenizo.

Asi que en uno de los recesos, me cruce con el señor Zoido. Si Jack el mismo (el facha, el caspóso el de la extrema más rancia). Pero el unico que coge el telefono y lláma a la familia por la muerte de un trabajador, de una empresa publica.

Le di algunos detalles sobre asuntos judiaciales recientes. Pero antes de dejarlo marcha le hable de tí. Si Grego, le puse al dia de tú situación laboral....

Y YA NO YE PUEDO CONTAR MAS POR éSTE MEDIO. DAME TU CORREO PRIVADO Y TE DARE MAS DETALLE.

Y YA POR ULTIMO. TAMBIEN ESTUVE HABLANDO CON EL SECRETARIO DE ¿ ?
DEL PARTIDO SOCIALISTA, Y MAS DE LO MISMO . LO QUE ME DIJO, PREFIERO CONTARTELO EN PERSONA O POR MOVIL.

UN SALUDO JACK

Jack Daniel's dijo...

Anónimo: mi correo lo tienes en la barra lateral del blog.
elblogdejackdaniels arroba gmail.com

Anónimo dijo...

El anterior gerente no se llama Vázquez, sino Ramírez. Y, para comparar el caso te hago la siguiente comparación:

El Jefe del Gerente (de TUSSAM, pongamos por caso) es el Alcalde. Decide que ha perdido la confianza en el Gerente (Arizaga) pero no lo puede quitar hasta celebrar un Consejo de Administración, según ley. En tu opinión, ¿Sería lógico que el Jefe del Gerente (el Alcalde) le pidiera al Jefe de Recursos Humanos, Carrero, (personal de confianza y no del INEM) que no tomase decisiones hasta que se celebrase el Consejo de Administración, sin consultar primero al Alcalde?

Es decir: Parece normal que hasta que quitaran a Arizaga, Monteseirin le dijera a Carrero que antes de que se tomaran decisiones se le comentaran.

Y si Carrero no lo hubiese hecho: ¿Sería lógico en ese caso que Monteseirín cesara a Carrero?

Pues exactamente eso es lo que ha pasado en Sevilla Global, pero con otros nombres:

sustituye Alcalde por Torrijos, que es el Coordinador del Área Socioeconómica y de quien cuelga la Delegación de Economía y Empleo y de la que cuelga Sevilla Global: Torrijos es el responsable político de Sevilla Global.

sustituye Arizaga por Pepe Ramírez.

sustituye Carrero por Alberto Martínez (creo que se llamaba el anterior de RR.HH. de Seglobal.)

Reflexiona y dame tu opinión. Gracias.

Jack Daniel's dijo...

Anónimo: gracias por la precisión, en los periódicos salía Vázquez, supongo que por error.
Te dejo mi reflexión: el paralelismo que has expuesto es exacto y pone de manifiesto una cosa que en política se está haciendo habitual. Lo que tú expones demuestra que para la gestión pública no interesan los profesionales, es decir, aquellos que son juzgados por los resultados de su trabajo, de su gestión. Lo que interesan son perritos falderos que cumplan a la perfección las instrucciones del amo, sin importar si son o no válidas. Después nos llevamos las manos a la cabeza cuando se descubren gestiones catastróficas, como por ejemplo la de Tussam.
Y ahora te trasalado a ti la pelota, ¿Qué te parecería a ti que te lo hiciera como trabajador?. Mientras no seas despedido tu obligación es cumplir con tu trabajo, negarte la posibilidad de hacerlo es algo conocido como mobbing y es un delito ¿lo sabías?.