cabecera_tipográfica_trans

31 enero 2014

Recogen sus enseres las familias que ocuparon Nuevo Amate



Vivienda por vivienda, cada media hora y un máximo de tres personas a la vez para bajar las cosas que dejaron en su interior las seis familias que ocuparon sendas en los bloques de Emvisesa en Nuevo Amate.

A lo largo de la mañana gris y lluviosa que ha despertado hoy, los ocupantes esperaban su turno alrededor de uno de los bancos de granitos que existen en la calle que separa los bloques. Los enseres amontonados en el suelo, en bolsas y cajas de cartón, desordenados por la prisa, y los colchones apilados sobre otro de los bancos. Mientras una de las ocupantes, Irene Gutiérrez, de 19 años, daba el pecho a su hija todavía lactante sentada sobre un somier desgastado.

No hay comentarios: