cabecera_tipográfica_trans

22 mayo 2009

Periodismo con billetera

Plantea Enric González en “Scoop” una teoría cuanto menos curiosa y no falta de lógica. A propósito de la compra por el Daily Telegraph de la información que ha destapado el escándalo de los gastos de los parlamentarios británicos al módico precio de 300.000 libras.

“A veces he sostenido la teoría de que un periodista independiente en un ámbito digital, libre de los compromisos políticos y económicos de la empresa periodística clásica, tendría más credibilidad que un periodista asalariado y, por tanto, atado a los compromisos de sus dueños. Sigo pensándolo. Ahora bien, ¿credibilidad, para qué? Pues para opinar sobre el mineral desenterrado por otros, los de la industria clásica. Mi teoría queda seriamente dañada al entrar en contacto con la realidad. El día en que un medio digital, o un simple blogger, puedan sacarse del bolsillo 300.000 libras, euros o dólares para comprar una información de extraordinaria relevancia habremos llegado al futuro. Que, según se deduce, será muy parecido al pasado.”

Convendrá conmigo Enric que, aunque describe una realidad como la vida misma, tal planteamiento a quien menos favorece es al periodismo, porque si sólo quienes pueden pagarla están destinados a ofrecer información de relevancia, no sería nada descabellado deducir que tal información estará a expensas de los intereses particulares de quien pueda desprenderse de tan desorbitadas cantidades de dinero con el loable propósito de mantener informada a la ciudadanía.

Tal y como están las cosas resulta bastante difícil de creer que pueda surgir de la nada un mecenas altruista capaz de dilapidar su fortuna con tal de ofrecer exclusivas a los lectores por amor al arte.

Porque por esa misma regla de tres (cientos mil), aquella misión casi heroica del periodista como salvaguardia de los valores democráticos y forjador de una opinión pública libre y plural pasaría ahora a ser desempeñada como por arte de magia por los potentados, concienciados ellos de manera súbita de la importancia de la pluralidad de la sociedad, y dejando de lado otros intereses más espurios.

Es decir, volvemos a la pescadilla que se muerde la cola. La información continuará estando en manos de unos pocos privilegiados que la usarán o no en su propio beneficio en función de cómo les haya sentado el café de la mañana.

Como él mismo afirma, un futuro que se parece demasiado al pasado.

6 comentarios:

Enrique dijo...

Este es un ejemplo más de la sobreabundancia que proporciona el capitalismo, pregonan la vanidad del poder y del dinero de unos pocos, legitiman el sistema incluso denunciando lo que es la realidad social en la que vivimos. Lo que debería ser una actitud de denuncia, honradez, de compromiso, de esperanza y expectativas para con la sociedad, lo convierten en puro negocio. Ahora como antes los escándalos políticos y económicos se nos presentan como hechos aislados de hombres avariciosos en vez de lo que realmente es. Una sociedad que acepta estos valores junto a las instituciones que los amparan no es una sociedad sana, la medicina para curar estos males puede llegar a ser revolucionaria. Salud Grego.

Silverolus dijo...

Si estáis hart@s del ruido en cualquiera de sus facetas, os invito a uniros a la campaña para bloguer@s "UNIDOS CONTRA EL RUIDO"; l@s interesad@s en manifestar su adhesión deberán visitar el blog "Silverolusplater" y seguir las indicaciones. Un afectuoso saludo y gracias de antemano.

Jack Daniel's dijo...

Enrique: si nuestra información va a depender de que alguien afloje la chequera, estamos apañados.

Jack Daniel's dijo...

Silverolus: la mejor campaña que existe contra el ruido es no escuharlo.
Gracias de todas maneras por la invitación.

151 dijo...

Grego: Nos encontramos entre dos fuegos; No tener dinero para comprar la noticia y no tener dinero para defendernos de demandas, querellas, etc, en intentos de silenciar lo "no apropiado".
Tiene mucho que ver en ello el control que pretenden llevar a cabo sobre internet, contenidos y privacidad, es lo unico que aun no controlan.
Cani, al final nos tendremos que hacer Hackers para seguir denunciado, mas bien, opinando sobre lo que creamos conveniente.

Jack Daniel's dijo...

Isi: yo ya me he apuntado a un curso por si acaso.